La Herramientas del Aprendiz


En esta plancha voy a desarrollar el tema de las herramientas del aprendiz masón y a través de la misma comunicare mis impresiones e ideas sobre el tema pero al mismo tiempo tratare de aprender de vosotros y vuestros comentarios y de transmitir mis pensamientos y, silo logro, también enseñar algo.

Voy a tratar el tema bajo el punto de vista simbólico y el punto de vista practico por que como mis hermanos bien lo saben, mi profesión tiene algo que ver con estas herramientas.

Si hoy tenemos en nuestras manos un plano de construcción escrito en ingles po­dremos ver que aparece en muchos lugares la palabra “Masonry” que quiere decir “pared construida” o sea que esta hecha con bloques. Estos bloques están fabrica-dos en los tiempos modernos con maquinas y tienen una forma homogénea para que encajen uno con otro de una manera casi perfecta. Esto, como dije, es en la época moderna.

En otras épocas estos bloque eran hechos a mano por el hombre y para eso se ayudaba de herramientas que le permitían, a través de mucho tiempo y dedicación, a pulir una piedra de forma tal que encajara con la quela acompañaba. Paraesto el cantero o albañil de esa época usaban el mazo, el cincel, la regla de24 pulgadasy protegía sus ropas con un mandil.

El mazo o martillo: el mazo nos enseña que no se progresa en el arte sin esfuerzo y perseverancia y que debemos aplicar nuestras fuerzas al trabajo. Esta definición se refiere al aspecto simbólico del mazo. El mazo significa la decisión y el poder pero usado de una manera incorrecta puede ser destructivo. y, haciendo una comparación con la parte simbólica, el mazo nos provee la fuerza, pero no la fina inteligencia del cincel, y si lo usamos solo, corremos el riesgo de dejar la piedra en bruto o romperla, pero no pulirla.

El cincel: El cincel representa la voluntad firme que aplica el esfuerzo de los estudios en el pulimento de la piedra bruta, nuevamente, este es el punto de vista simbólico y, en este caso tiene una directa conexión con el punto de vista practico. El cincel es la herramienta que realmente nos ayuda a pulir la piedra bruta porque es la que transmite los golpes del mazo en pequeños puntos donde rompe las aspe-rezas y la va puliendo lentamente de acuerdo al ángulo en que lo pongamos lo que quiere decir que representa la dirección que le demos a nuestros esfuerzos a través del estudio para llegar a pulir la piedra bruta. En este caso tampoco podemos usar el cincel sin la ayuda del mazo.

La regla de 24 pulgadas:. La regla nos enseña que el día se divide en tres partes iguales, una para el estudio, otra para el trabajo y otra para el descanso. La regla nos indica también el orden moral, ese orden que es esencial para la buena marcha de las sociedades y una vida masónica recta y medida para cumplir nuestros fines.

Yo definiría a la regla como un instrumento intermedio entre el compás y la escuadra (elementos de proyecto o estudio) y el mazo y el cincel (elementos de trabajo propiamente dicho)

En lo que al mandil se refiere, podemos ver que prácticamente en todas las profesiones el que efectúa un trabajo manual se cubre sus ropas con un elemento que le permite trabajar sin ensuciarse. Desde un simple zapatero remendón hasta un cirujano en el quirófano visten un mandil o un guardapolvo que, dejando de lado el hecho que cada vestimenta simboliza su profesión, lo visten para realizar su trabajo en forma adecuada y limpia. En nuestro caso para el pulimento de la pie­dra bruta también nosotros como masones vestimos nuestro mandil y, poniendo énfasis en este punto, quiero referirme a que NO IMPORTA QUE GRADO TENGA­MOS O DE QUE COLOR SEA EL MANDIL O QUE SIGNOS ESTEN SOBRE EL, absolutamente todos los masones lo vestimos en taller lo que nos indica que, sea­mos aprendices o W: MM:, todos estamos trabajando en el pulimento de nuestra piedra bruta.

El mandil iniciatico propiamente dicho se usaba sobre el pecho, pero nuestros an­tepasados dela Edad Mediapara burlar la persecución cristiana lo usaban sobre el abdomen como artesanos en los tres Grados de Aprendiz-Compañero y Maestro. Si quisiéramos usar el mandil de acuerdo a las escuelas iniciaticas tendríamos que ponerlo sobre el pecho porque allí se encuentra lo mas noble que tiene el ser huma­no, el Corazón.

Volviendo al tema con el que inicie esta plancha quisiera hacer una comparación entre los sistemas de trabajo (o estudio) modernos y los sistemas tradicionales que, a mi juicio, seguirán teniendo vigencia a través de los tiempos.

Hice referencia al bloque, elemento que en nuestros días se elabora en forma comercial a través de cintas mecánicas. Es cierto que recibimos un producto de mediana calidad y que conforme a sus medidas nos permite construir una pared. Pero también en nuestros días existen artesanos que elaboran su traba­jo piedra por piedra con ayuda del mazo y el cincel (ejemplo Piedra de Jerusalén). Les puedo asegurar que en cada piedra se pone toda la sapiencia y el estudio para que una encaje en la otra de la forma mas perfecta.

Todo esto quiere significar que cuando mas tiempo, estudio y, por consecuencia, sapiencia se le dedica a lo que hacemos, los frutos serán de mayor profundidad y calidad.

El pulido de la piedra bruta nos enseña que el ser humano no es perfecto pero si es perfectible.

Si observamos las piedras que están puestas delante del altar del V:M: podremos ver que una es un bloque prácticamente deforme y la otra es una piedra que ha recibido una cierta forma mas pareja, bastante parecida a la piedra pulida a la que nosotros queremos llegar Uniendo ambas piedras se encuentra una espada que nos indica que para llegar de la piedra bruta a la pulida debemos luchar y esta lucha es el estudio y la perseverancia que tendremos que dedicar a nuestros trabajos en taller y fuera de el, en todos los actos de nuestra vida cotidiana para con nosotros mismos y con el prójimo.

El hecho que veamos una piedra prácticamente pulida no quiere decir que alguna vez en nuestra vida llegaremos a pulirla, siempre seremos piedra bruta, podremos acercarnos a su pulimento pero por mas que estudiemos siempre tendremos lo que aprender (pulir la piedra)

Por ultimo y haciendo referencia a una plancha de la Gran Logia de España que dice que el masón se ve a si mismo como una piedra bruta que tiene que traba­jar con la herramientas alegóricas adecuadas para convertirla en un cubo perfec­to y así poder encajar en la estructura del “Templo” quisiera decir que no es sufi­ciente que UNA piedra este pulida porque con una sola piedra habremos hecho muy poco y esa piedra tiene que encajar con otras, cosa que lamentablemente no siempre ocurre y que dificulta la construcción del templo.

por el Q:.H:. Oscar Trajtemberg C:.M:.

Acerca de La Piedra Bruta

La Piedra Bruta en sí es aquella que es recogida directamente de la tierra, por lo que de modo natural, cada una posee las formas más diversas fruto de la acción de las fuerzas de la Naturaleza. En general, se puede decir que una piedra bruta, al no tener una forma definida, al estar llena de impurezas e imperfecciones, no tiene un propósito definido, por lo que su utilidad es mínima. No obstante, contiene en sí toda la potencialidad de una obra de arte, la potencialidad de la trascendencia. Es por ello que se escogen determinadas piedras brutas para la construcción, por la potencialidad que se ve en ellas.
Esta entrada fue publicada en Aprendiz y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s